domingo, 27 de junio de 2010

La felicidad es como el agua...
A simple vista, pura y cristalina, pero al mirarla al microscopio, se encuentra llena de microbios. Se te resbala entre los dedos y se evapora con el tiempo...

2 comentarios:

D dijo...

Vale la pena tratar de que no se desvanezca, que dure lo mas que se pueda y disfrutarla gota a gota...

Besos!

Diana

salzikrum dijo...

te extraño mi niña... regresa a mi!